top of page

Disciplina: Cómo adquirirla definitivamente

La disciplina es eso que tanto nos cuesta llevar a cabo. Nos dicen que tenemos que ser disciplinados para conseguir nuestros objetivos. Pero nosotros no conseguimos la manera definitiva para adquirir una buena disciplina. Empezamos algo nuevo y a los dos días nos rendimos y lo dejamos de lado. Menuda falta de disciplina, dirán muchos.

Pero eso se ha acabado. En este artículo te voy a enseñar unos sencillos consejos que puedes empezar a usar AHORA MISMO para adquirir esa disciplina que tanto te cuesta tener.

La disciplina es una práctica que tiene que llevarse a cabo con constancia.

Si quieres ser bueno en algo, si quieres ser un hombre atractivo, si quieres que te respeten, deberás tener una disciplina que te permita lograr esos objetivos.

Si quieres ser un hombre más atractivo deberás tener la disciplina de cuidarte más, física y mentalmente.

¿Cómo definirías la disciplina?

Esto, como todo en la vida, tiene muchos ángulos por donde mirarlo. Pero yo voy a compartir contigo una definición que es sencilla y muy práctica:

La disciplina es un conjunto de reglas o normas cuyo cumplimiento de manera constante conducen a cierto resultado.

Parece increíble, pero la disciplina es un conjunto de reglas que llevan a un resultado.

Verás, si queremos cambiar de verdad o si queremos conseguir un objetivo que tengamos en mente, es necesario que adquiramos el hábito de la disciplina, ya que este concepto puede cambiar la vida de cualquier persona.

Así que te invito a que sigas leyendo para saber más de como puedes tener la disciplina que te falta para darte ese empujón final que te conduzca por el camino del éxito personal.

Los mejores consejos para adquirir la disciplina que tanto extrañas son…

Consejo #1: Valora la importancia de la disciplina

Todos los grandes líderes cuando son preguntados por su éxito mencionan que no estarían donde están sin la constancia, dedicación, esfuerzo y mucha disciplina.

Puede que tu no quieras ser el próximo Steve Jobs ni el próximo gran deportista de élite, pero si quieres cambiar y tienes ese fuego interno que te dice que te mereces más en tu vida, entonces no te queda otra que aceptar que es necesario adoptar disciplina en aquello que nosotros queramos conseguir.

De nada sirve querer ser bueno hablando en público si hablamos hoy, y hasta dentro de cinco meses no volvemos a hablar. Pero piensa que si tienes la disciplina de practicar a exponerte más a menudo en público, conseguirás más rápido tus objetivo.

La disciplina es el puente entre las metas y el logro Jim Rohn

Está genial soñar y tener metas. Para poder alcanzar esos objetivos y esas metas es necesario tomar la decisión de que quieres conseguir esos objetivos a base de ser disciplinado. Es muy difícil o prácticamente imposible convertirte bueno en algo sin valorar la importancia de ser disciplinado o sin adoptar disciplina en tu vida para conseguir esos objetivos.

Consejo #2: Márcate objetivos claros

Una de las principales razones por las que nos rendimos cuando decidimos hacer algo nuevo es porque los objetivos que nos marcamos son amorfos.

Me explico:

Puede que digas que quieres ganar mucho dinero. Puede que empieces con un negocio por Internet, y de pronto, te rindes.

¿Por qué te rindes? ¿Qué ha podido pasar?

La respuesta es que has querido tener mucho dinero. Ese era tu objetivo. Pero es un objetivo amorfo. No has especificado cuánto es mucho dinero.

Si te hubieses marcado un objetivo como que quieres ganar 1,000,000€ en dos años, esto te permitirá tener un objetivo mucho más claro que te permitirá tener la disciplina necesaria para conseguirlo, ya que sabes a la perfección y con exactitud que quieres ese millón de euros.

Si por otro lado quieres ir al gimnasio y te pones de objetivo tener un buen cuerpo, ¿qué es un buen cuerpo? Por no haberte marcado un objetivo claro de qué cuerpo quieres conseguir, terminas abandonando.

Actualiza todos tus objetivos y hazlos más específicos, más claros. Esto te ayudará a adquirir una mayor disciplina ya que sabrás exactamente lo que quieres conseguir.

Consejo #3: Márcate objetivos que TÚ hayas decidido

Otra de las principales razones por las que abandonamos rápido cuando nos marcamos un objetivo es porque ese objetivo no nos motiva lo suficiente.

Hay veces que decidimos empezar algo nuevo o decidimos cambiar nosotros mismos por la influencia de otras personas.

El primer paso para conseguir ser disciplinado y tener disciplina de inmediato es poniéndote objetivos que hayas decidido tú por tu cuenta.

Al ponerte objetivos que quieras de verdad, estarás mucho más motivado para tener la disciplina necesaria que te permita alcanzar esos objetivos.

En Man Kaizen no nos dejamos guiar por las opiniones de los demás y por tanto decidimos qué queremos nosotros mismos. Te aconsejo que hagas lo mismo y pienses profundamente qué es lo que quieres en tu vida. Una vez hayas descubierto qué es lo que quieres, podrás perseguir tu ansiado cambio u objetivo, teniendo objetivos claros y que hayas elegido por tu cuenta y solo por tu cuenta, sin importarte la opinión de los demás o los deseos que estos puedan tener hacia ti.

Tienes que hacer lo que tú quieres.

Consejo #4: No te distraigas tanto

A veces la manera más simple de desconcentrarnos o de dejar de ser disciplinados es cualquier tipo de distracción que tengamos a nuestro alrededor o en nuestra mente.

En el siglo que vivimos es imposible no distraerse. Estamos siendo bombardeados constantemente con información: Notificaciones de Facebook, notificaciones de Instagram, la tele, etc.

La disciplina es algo a lo que hay que acostumbrarse. Hay que ser disciplinado para conseguir disciplina. Esto quiere decir que hay que tener constancia para conseguir acostumbrarnos a la idea de tener disciplina en aquello que queramos hacer. El problema que la disciplina es como el engordar; cuesta mucho adelgazar, pero es muy fácil engordar. Pues lo mismo pasa con la disciplina; cuesta mucho ser disciplinado pero es muy fácil ser indisciplinado.

Verás, las distracciones lo único que consiguen es alejarte de tus objetivos. Las distracciones no te permiten concentrarte en aquello que quieres realmente y rompen por completo la cadena de la disciplina.

Por eso, aquí te dejo una serie de cosas que puedes hacer para evitar las distracciones:

  1. No hagas caso a la opinión de los demás.

  2. Que le den por c*** a las notificaciones de Facebook, Instagram, Whatsapp y todo lo que te vaya a distraer y cortar el flujo de concentración.

  3. Aprende a decir que no más veces.

  4. Ten un horario y cíñete a él.

  5. Échale un par de huevos y ten fuerza de voluntad.

  6. Date cuenta que solo tienes una vida y que por tu bien y felicidad, debes aspirar a más.

Consejo #5: Crea hábitos para tener disciplina

La disciplina no deja de ser un hábito. Hay hábitos más fáciles de adquirir como hacernos la cama todos los días, pero la disciplina es un hábito que por norma general, nos cuesta mucho más adquirirlo.

Por eso, una de las formas más sencillas de conseguir implementar disciplina a nuestra vida es creando hábitos fáciles que podamos implementar todos los días.

Al crearnos hábitos fáciles de cumplir diariamente, cogeremos impulso para ir a por los hábitos más duros de adquirir, como la disciplina.

Te pongo un ejemplo: Quieres tener disciplina para conseguir ganar una suma importante de dinero para irte de viaje, pero no te ves capacitado o con la suficiente fuerza de voluntad para ser disciplinado.

Bien, lo que puedes hacer aquí es implementar pequeños hábitos a tu día a día, que te vayan a impulsar para ser más hombre y que a su vez sean fáciles de cumplir o que por lo menos, no nos cuesten demasiado.

¿Qué pequeños hábitos puedo usar?

  1. Hazte la cama todos los días.

  2. Empieza una rutina de aseo.

  3. Empieza una rutina cada mañana.

  4. Lee 20 minutos todos los días.

  5. Saca la basura.

  6. Ayuda a hacer la cena.

  7. Haz un buen gesto por alguien todos los días.

Al ir adoptando estos nuevos pequeños hábitos a tu vida no solo estarás mejorando y cambiando y sintiéndote genial contigo mismo, si no que estarás cogiendo fuerza e impulso para tener la fuerza de voluntad de verdad para adquirir la disciplina que te falta inmediatamente.

A vuestro éxito,

Miguel Franco

13 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page